Quién parará el llanto de los niños. La crisis de Venezuela si tiene solución.

Según la Organización de Naciones Unidas (ONU) los principales objetivos de desarrollo socioeconómico son, el desarrollo humano integral, la calidad de vida en comunidad y la justa distribución de la riqueza, y estos se logran, a través de la creación de empleos, el valor agregado nacional, elevar el nivel de vida de la población y el fortalecimiento de la soberanía económica del país, mediante una planificación estratégica de consulta abierta.

La mayoría los países del mundo han asumido la planificación estratégica de consulta abierta como método de trabajo para alcanzar los objetivos de desarrollo; Venezuela no lo ha hecho aun cuando la constitución nacional así lo ordena en su artículo 299, a saber: “El régimen de socioeconómico de la República Bolivariana de Venezuela se fundamenta en los principios de justicia social, democracia, eficiencia, libre competencia, protección del ambiente, productividad y solidaridad, a los fines de asegurar el desarrollo humano integral y una existencia digna y provechosa para la colectividad. El Estado, conjuntamente con la iniciativa privada, promoverá el desarrollo armónico de la economía nacional con el fin de generar fuentes de trabajo, alto valor agregado nacional, elevar el nivel de vida de la población y fortalecer la soberanía económica del país, garantizando la seguridad jurídica, solidez, dinamismo, sustentabilidad, permanencia, y equidad del crecimiento de la economía, para lograr una justa distribución de la riqueza mediante una planificación estratégica democrática, participativa y de consulta abierta

La aplicación de Planes de desarrollo estratégicos de consulta abierta a permitido que ciudades como Medellín en Colombia, Guayaquil en Ecuador, Lima en Perú, Barcelona en España, ciudades de Norteamérica, la mayoría de países asiáticos y en Europa, India y hasta Namibia en África, estén logrando muy buenos resultados de desarrollo humano y una existencia digna y provechosa para sus comunidades, representado en fuentes de empleos productivos, alto valor agregado a sus productos, elevado nivel de vida de su población y fortalecimiento de sus respectivas soberanías económicas.

¿Quien parará el llanto de los niños que viven el hambre actualmente en Venezuela?

Nosotros la fundación Propuesta País somos una organización sin fines de lucro que promueve la planificación estratégica como única solución para lograr el desarrollo socioeconómico del país, sus estados y ciudades, algo apremiante en situaciones de crisis como la que se vive en Venezuela, donde miles de niños lloran por hambre y sus padres no pueden hacer casi nada.

Convencidos que nuestro país, sus estados y ciudades pueden lograr el mismo éxito en su desarrollo socioeconómico, nuestra fundación Propuesta País, con la colaboración de sus miembros está produciendo mensajes educativos con ese mismo contenido social y económico, para probar que si es posible. No obstante su transmisión depende de la colaboración de los medios de comunicación y de quienes crean que esta es la solución a la crisis del país y al mismo tiempo el camino seguro hacia su desarrollo socioeconómico.

La clave del éxito de estos planes de desarrollo estratégico en las ciudades y países que los han puesto en práctica,  ha sido el convencimiento de quienes los promueven, cuya perseverancia ha logrado que la población lo asuma como un compromiso de todos los sectores y ciudadanos, por eso estamos solicitando que cada venezolano participe en la difusión de estos mensajes y asuma el compromiso, promoviendo hasta lo que más pueda, la aplicación de planes de desarrollo estratégicos para sus comunidades, ciudades, estados y el país, porque el futuro de bienestar debe ser un compromiso de todos.

Si deseas aportar ideas o hacer cualquier comentario,  Ingresa a www.propuestapais.org con la seguridad de que serán respondidos y tomados en cuenta para alcanzar los objetivos planteados.

Fundación Propuesta País – Néstor Rincón Fuenmayor – Presidente

A %d blogueros les gusta esto: